TEORÍA PURA DE LA REPÚBLICA – LIBRO TERCERO. Capítulo II. MÓNADA REPUBLICANA (II).

31

     “El Régimen electoral de la partidocracia, basado en el sistema proporcional de listas votadas en grandes circunscripciones, no satisface la necesidad de representación individualizada de cada distrito vecinal. Con la representación proporcional, camisa de fuerza que el Estado pone a la vida política municipal, regional y nacional, se reglamenta la sociedad global con el mismo criterio uniforme del orden administrativo, pese a que la estructura de la sociedad es plural y pluriforme en su orden privado y civil. La falta de correspondencia entre el orden electoral estatal y el orden civil societario, priva al sistema proporcional de toda posibilidad representativa del elector, del distrito y de la sociedad civil.

[…]

     El Régimen de Partidos nunca podrá convertirse en sistema político, a causa de su imposibilidad de organizar la separación de poderes en el Estado con la plantilla de unicidad de hénadas estatales y pluralidad millonaria de mónadas personales. La unidad es tan consustancial a la naturaleza del Estado, como la pluralidad a la de la Sociedad. Las palabras griegas hénada y mónada eran sinónimas. Expresaban la unidad de lo que es uno, la unicidad. Pero luego se dio distinto significado a las hénadas del Olimpo, para dar unidad teológica al politeísmo.”

 

 

Antonio García-Trevijano Forte

TEORÍA PURA DE LA REPÚBLICA

LIBRO TERCERO. Capítulo II. MÓNADA REPUBLICANA.

 

Teoría Pura de la República – 3 VOLÚMENES

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s