TEORÍA PURA DE LA REPÚBLICA – EL FACTOR REPUBLICANO. El problema político de la libertad (XXII)

Imagen

 

     “A diferencia de la temeridad, la valentía surge del conocimiento de la naturaleza imaginaria de casi todas las causas de miedo. Se es valiente ante la opinión ajena, no ante la propia. Pues no hay coraje, sino serenidad, en quien actúa a tenor de la situación, sabiendo que ningún riesgo serio asume con la acción generosa. La falta de valentía para diferir de la opinión común pertenece a los hábitos residuales de las dictaduras y autoritarismos domésticos. Sin peligro real, el deber moral se constituye en motor de la valentía, cuyo grado se acompasa con la estimación que se tenga de lo valeroso para convertirlo en valioso. Si nada es más valioso que la verdad y la libertad, nada será más valeroso que las acciones para conquistarlas. Y siendo el valor tan contagioso como el miedo, a la organización de éste por el Estado, la sociedad civil debe responder con la organización de la valentía, difundiendo la valiosa idea de que en la República Constitucional la libertad colectiva no requiere más que el cumplimiento del deber cívico, aconsejado por el sentido común y por la simplicidad de una vida decorosa.

 

     La valentía individual no es condición del valor cívico colectivo. La falta de coraje disimula la falta de seguridad en sí mismo y la carencia de criterio en asuntos de moralidad social. La duda paraliza el cerebro para la acción inmediata, ante la posibilidad de elección de opciones igualmente indeseables, pero no al intelecto activo ni a la sensibilidad de los instintos básicos. Un mismo tipo de sensibilidad ante el placer y el dolor, sentidos en compañía, une a más gente que un interés común indefinido o lejano. La probidad personal y la inteligencia social, concurriendo en almas sensibles ante la injusticia, la mentira y al abuso de poder, son para el valor ciudadano lo que el viento para el fuego. En sociedades civilizadas, la unión de lo decoroso a lo inteligente, de lo verdadero a lo grato, de lo justo a lo útil, se hace condición social de la valentía consciente de la situación donde actúa, en contraste con la prepotencia injustificada del nacer, del parecer, del poder y del saber especializado. La cobardía suele crear más riesgos que la valentía. La prudencia, siempre mendiga de fortaleza y audacia, solamente excluye la temeridad y la prepotencia.”

    

 

 

Antonio García-Trevijano Forte

TEORÍA PURA DE LA REPÚBLICA

EL FACTOR REPUBLICANO.

El problema político de la libertad.

http://www.bubok.es/libros/218609/Teoria-Pura-de-la-Republica-3-volumenes
http://www.bubok.es/libros/218606/Teoria-Pura-de-la-Republica

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s